En Carnaby suena: Los Huéspedes Felices

foto miembros huespedes felices

Si tuviésemos que buscar una palabra que describa a esta banda gallega de folk-rock (con un claro sentido de la psicodelia) sería el adjetivo de prolífica.

Si el año pasado disfrutamos del LP Las Cosas que no Vemos con canciones como “Llueve” o “Buscando el Sol”, títulos que por otra parte describen a la perfección nuestro clima; ahora llega el anuncio de su nuevo trabajo en forma de single, Viajes en Color Con...

nuevo disco huespedes felices

La música forma parte de la vida de esta banda, convirtiendo el estudio de grabación, un concierto o cualquier fiesta en uno de sus viajes pop. Sus canciones tienen predilección por los sonidos que tanto harán que te sientes cómodamente a escuchar, como con la irrefrenable necesidad de alzar los brazos a cualquier cambio de ritmo y arrancarte a bailar.

En el grupo todos ponen voz a cada uno de los temas, contando con Álvaro al frente y a la guitarra, Daniel tanto a cargo de los teclados en piano y órgano, como al theremin, Óscar a la guitarra, Martín a la batería y Alberto al bajo. Una música que parece hecha desde el día más lluvioso para que tú te sientas mejor allí donde estés.

Cuando os hemos dicho que la banda es prolífica, nos referimos a que el anuncio de su nuevo trabajo viene de la mano del anterior disco. Esas canciones que no consiguieron llegar a tiempo se nos presentan ahora en un formato de 7 pulgadas. Una construcción de su estilo propio donde, al cubrirse de ritmos oscuros, encuentran el equilibrio para que sus letras transmitan la felicidad que les rodea. Cuatro canciones que verán la luz el 15 de septiembre ¡y que desde Carnaby esperamos con ganas!

Productos naturales sí, gracias!

Actualmente las tendencias en moda van de la mano del respeto al medio ambiente. Pero no siempre ha sido así: La evolución de los tejidos y la moda han hecho que la confección de las prendas requiera no solo el uso de animales para su fabricación, sino perjudiciales procedimientos para conseguir el resultado final. Para curtir la piel se emplean elementos contaminantes, cuya obtención en muchos casos requiere el maltrato a especies destinadas únicamente a su cría para trabajar con su piel.

Por eso nosotros apostamos por la defensa del Medioambiente. Así,  cuando nos preguntáis “qué es eso de la piel vegana o piel vegetal?”  nos referimos a lo siguiente:

Nos gusta explicar a nuestros clientes que ciertos productos como son  los bolsos y carteras de Skunkfunk están elaborados con piel vegana, que no es lo mismo que la piel vegetal. Y es que no toda la piel vegetal es ecológica.

El proceso de obtención de la piel para nuestros productos está libre de nocivos elementos al emplear la curtición vegetal. No encontraréis procesos químicos en su elaboración, ni siquiera en sus tintes. Lo único que tenéis que pensar es con qué os lo vais a poner sin preocuparos por nada más.

Otro de los elementos que distingue a esta marca lo encontramos en sus prendas de vestir: Camisetasvestidos o faldas cuentan  entre sus componentes con algodón orgánico en una proporción superior al resto de materiales.  Este elemento no solo está cultivado en tierras libres de agentes tóxicos como pesticidas o insecticidas sino que además para su obtención no se emplean fertilizantes, dando valor a la rotación en los cultivos y evitando un impacto ambiental indeseado. Su costo es mayor que el algodón normal, pero en el caso del algodón orgánico os acabará de convencer una vez que descubráis su tacto, mucho más suave que el algodón convencional. Además, no tendréis que padecer cualquier problema surgido por alergias, ya que favorece la transpiración.

Con estos pequeños pasos se consigue poner en valor la ropa que día a día llevamos puesta. Además de quedarnos genial, conseguimos reducir nuestra huella ambiental. ¿Os atrevéis a probar estos productos? Os invitamos a visitar nuestra tienda online y conozcáis nuestra selección Skunkfunk.

La historia de una diana mítica

Escarapela ModLe hemos dado mil nombres: Diana Mod, Escarapela, Target, Roundel… La hemos visto en un sinfín de lugares, en nuestra Harrington, Bomber, Monkey, en chaquetas vaqueras, camisetas, relojes… y sobre todo, bordada en nuestra parka. Pero muchos aún desconocen cuál es el origen real del icono más reconocible del universo mod.

Nos tenemos que ir al estudio sobre la heráldica para remontarnos al uso del “Roundel”. La aviación francesa empleó estos distintivos, dianas con los colores de su bandera, durante la Primera Guerra Mundial, únicamente para diferenciarse en pleno vuelo de sus enemigos. La aviación inglesa, tras intentar adaptar la Union Jack (sin mucho éxito), decidió emplear los colores de su bandera para crear su propia marca de identidad. Sería la RAF (Royal Air Force) la encargada de dotar a sus aviones de un símbolo que nos acompaña hasta hoy.

"Target with four faces", de Jasper Johns

“Target with four faces”, de Jasper Johns

Pero, ¿qué tiene que ver un símbolo militar con la escena? Quizás parte de culpa la tenga el Pop Art, para ser exactos un artista como Jasper Johns y obras como “Target with Four Faces”. Y no sólo en el caso de la diana, los Mods tomaron como suyos otros símbolos, como las flechas. Así, arte y moda se unieron, inspirados por los colores, y comenzaron a crear una simbiosis perfecta.

Una clara comercialización envolvió a la escarapela y a lo largo de los años hemos podido encontrarla en portadas de discos como “Cool Jerks” de The Capitols, una clara alusión a la escena, o verla lucir a The Who en muchas prendas, reivindicando su procedencia a través de la provocación. De esta forma, el grupo consiguió convertirse en icono de una escena, y la diana, en su símbolo más reconocible.

¿Cómo no iban a aprovecharse de la popularidad de este símbolo las marcas? Los jóvenes querían camisetas con ella, querían lucirla en sus parkas, los clubes scooteristas empezaron a adaptar sus logos con los colores azul, blanco rojo… Irónicamente, el Ministerio de Defensa (las siglas en inglés de Ministry of Defense son MoD) puso un límite al uso que se estaba empleando de sus señas. Actualmente gozan de la patente y disponen, si quisiesen, de su uso exclusivo pudiendo cobrar royalties a quien quieran. ¿Nos vemos arrancando nuestros parches de la parka?

 

La rodilla al descubierto – Historia de la minifalda

Mary Quant

A día de hoy la minifalda está tan asentada en nuestros armarios, calles y escaparates que parece increíble que hasta hace unas décadas fuese una prenda impensable. Su nacimiento tiene dos porqués: ganas de innovar en un mundo encorsetado y, cómo no, la provocación que rodeó a muchos de los cambios de la década de los 60.

Son casi infinitas las horas de conversación en torno a quién inventó la primera minifalda. Nosotros, que somos unos románticos, nos quedamos con la grandísima Mary Quant, musa e icono a seguir. Según sus palabras, la minifalda fue la respuesta a la “aburrida forma de vestir” de los años 50.  En 1964 y cansada de convencionalismos, decide acortar el largo de las faldas de su tienda Bazaar en King’s Road (Chelsea). Para bautizar su creación, toma el nombre del recién estrenado modelo de automóvil Mini. Continuar Leyendo…

Harrington, de Manchester a Hollywood

Harrington Carnaby

Una chaqueta que ha sido reinventada hasta la saciedad desde que vio la luz en el Manchester de los años 30. La cazadora Harrington se convirtió en referente de protección para la lluvia; una chaqueta impermeable para un clima puramente inglés, una prenda ideada para los obreros de una industrializada ciudad.

Desde entonces y hasta hoy, han sido muchas las marcas que han creado su propio modelo, como Yves Saint Laurent y Ralph Lauren, conocidas entre el común de los mortales y otras más propias de las escenas Mod y Skinhead, tales como Lonsdale, Fred Perry, Pretty Green o Ben Sherman. Pero todas ellas, sin excepción, tienen su origen en el inmortal modelo Baracuta G9.

G9 hace referencia al material con el que se fabricaron estas chaquetas, que fue utilizado por marcas como Burberrys o Aquascutum. Baracuta, como marca personal, decidió que al confeccionar su propio sello, el modelo no podía llamarse de otra manera que no fuese Baracuta G9. Emplearon para su interior el Tartán de Fraser (de origen gáelico-escocés, del siglo XIII) y esa característica forma de paraguas en su espalda para repeler y mantener lejos el agua del cuerpo.
Continuar Leyendo…

Chelsea Boots, de caballeros al rock and roll

Botines Carnaby

¡Quién diría que desde la época victoriana hasta hoy hemos calzado unas botas con tanta trayectoria! Las Chelsea Boots vieron la luz en el siglo XIX, gracias a la aparición de nuevas técnicas para trabajar el caucho, de la mano de J. Sparkes-Hall, un zapatero de la Reina Victoria. Es a él a quien debemos la creación del botín, que no dudó en incluir a la monarca en la patente para dar rotundidad a su invención. Se trataba, en origen, de unos zapatos ideados para andar: una bota formada por dos piezas de cuero cosidas, con una suela de caucho que permitía no resbalar en las mojadas calles de Londres.

Pero, ¿cómo llegamos a denominar esta bota ‘Chelsea Boot’? No sería hasta 1950 en King’s Road (curiosamente, el barrio donde se situó ‘Bazaar’, la primera tienda de Mary Quant), donde un grupo de artistas e intelectuales conocidos como Chelsea Set, consiguiese rebautizar estas botas. Desde ese momento, la deriva de símbolo burgués al rock and roll fue cosa de una década. Continuar Leyendo…

La Trenca

Sin título

 Todos nos hemos enamorado de esta prenda de lana, con sus colmillos sujetos por alamares, el contraste de su color con el forro de la capucha, y su longitud de tres cuartos perfecta para guarecerse de frío, pero es muy poco lo que sabemos de ella.

Tenemos que buscar los orígenes de la trenca en el mundo militar, ya que fue usada, en su característico color camel, por la British Royal Navy durante la Primera Guerra Mundial. Si alguna vez os habéis preguntado el por qué de los colmillos como cierre, su uso solo responde a una cuestión meramente práctica: desabotonar un abrigo llevando puestos gruesos guantes para protegerse de frío en misiones en el mar. Asimismo, su capucha tiene grandes dimensiones para poder tapar una gorra militar bajo ella y protegerla de las inclemencias del tiempo.

Continuar Leyendo…

Comenzando por el principio…

IMGP6047

Para poder hablar de nuestra tienda tenemos que remontarnos al año 2002, para ser exactos, al 17 de mayo de 2002.

En aquella época Pontevedra vivía un momento intenso para la escena sixties/mod. Nos podían las ganas de expresar a viva voz nuestra forma de ser y de vivir, nuestra música, nuestra estética y, en definitiva, de compartir con todos los ritmos de los que disfrutábamos.

En la ciudad podíamos disfrutar de locales como el Orange, único en cultivar los sonidos que más nos gustaban,  cada último viernes de mes nos dejábamos la suela del calzado en las sesiones que se organizaban (las Moucho Soul Club). También eran numerosos los conciertos y festivales como el PurpleWeekend en León, las sesiones como el Play It LouMoucho Soul Clubd 60’s Collective… Empezamos entre todos a crear el festival Floorstompers 60’s Weekend en el que el primer año tocaron los Phantom Keys, contamos con 14 DJs invitados llegados desde Mallorca, León, Barcelona, Madrid, Sevilla, etc. En palabras de Néstor Nantes: “¡Un despiporre Mod, vamos!” las ganas de expresar a viva voz nuestra forma de ser y de vivir, nuestra música, nuestra estética y, en definitiva, de compartir con todos los ritmos de los que disfrutábamos.
Continuar Leyendo…